martes, 15 de febrero de 2011

~ Mensaje de Karen Bishop ~





~ Mensaje de Karen Bishop ~


9 de Febrero de 2011

Traducción: Margarita López




¡Hola a todos!



Quise enviar este breve mensaje, ya que pensé que era importante en este tiempo sin precedentes. Estamos haciendo grandes progresos avanzando hacia una nueva realidad y experiencia de mayor dimensión, y las experiencias que esto crea son dignas de destacar, ya que pueden volvernos locos y ser extrañas en el mejor de los casos.



En este año 2011, estamos atravesando el portal de las puertas 11, dejando mucho atrás. De esta manera, con la llegada del día 11 de cada mes, y mucho que ver con los portales 11 en general, somos empujados hacia adelante en pequeñas ráfagas, acercándonos más a nuestros nuevos espacios, hasta que finalmente, estemos por fin allí en todos los sentidos.



Así pues, debido al avance en pequeños incrementos, estamos en parte aquí y en parte allá, y esto es lo que puede causar muchas experiencias extrañas e incómodas para muchos de nosotros. Pero sepan también, que estos extraños sentimientos y experiencias, como voy a describir a continuación, son muy comunes en la experiencia de ascensión. Estos se produjeron intensamente alrededor del año 2000, y están ocurriendo de nuevo. Esta comprobación de que estamos realmente evolucionando hacia una nueva realidad y nueva experiencia, dejando atrás, muy atrás los últimos tres años más o menos, es un signo alentador.



Debido a que hemos estado en animación suspendida durante casi tres años, esperando que quienes están en el planeta sostengan la luz dentro de sí mismos en lugar de recibirla del cosmos, del “universo”, o de otras personas que ya están sosteniendo luz, muchos de quienes vinieron aquí en este tiempo finalmente declararon que ya estaban cansados con el trabajo de ayudar en el plan, y ahora querían ser libres. Se decidió entonces que finalmente avanzaríamos, sin importar lo que estuviera ocurriendo, ya que el juego de resistencia había durado por tanto tiempo que muchos simplemente estaban partiendo o, en el mejor de los casos, quedando dañados y excesivamente agotados.



Así que durante las últimas semanas y meses hemos estado avanzando y estamos siendo liberados, aunque sea en pequeños incrementos. Durante estos últimos años, hemos estado en el canal de parto, o túnel si se quiere, y estando en ese espacio, es casi imposible “ver” nada. Además, no estamos conectados a nada tampoco. Solos en el túnel, en una balsa flotando en un mar sin viento a nuestras espaldas, sin remos y en aguas tranquilas, sin nadie a la izquierda ni a la derecha. Pero ahora estamos avanzando y esto está creando la extraña sensación de estar en dos lugares al mismo tiempo.



Podríamos sentirnos completamente distraídos, como si no estuviéramos del todo aquí. Podríamos sentir que estamos hablando, pero no en nuestros cuerpos... que las palabras vienen de alguien más... ciertamente no de nosotros. Podríamos mirarnos en el espejo y preguntarnos quién es esa persona, ya que no tenemos idea de quiénes somos ni de dónde estamos, puesto que no estamos del todo aquí en este momento.



Podría resultarnos difícil interactuar con los demás, ¡ya que ellos tampoco están del todo aquí! Podríamos sentirnos perdidos, en una zona desconocida, muy solos, y sin conectar con nada. Podríamos no recordar el significado de nada, y no recordar los nombres de objetos comunes (¡muy común en la etapa de transición!). Podría resultarnos inusualmente difícil terminar una oración, ya que nos perdemos. A veces, mientras estaba escribiendo mi nuevo libro, empezaba una idea o frase y luego me perdía por ahí en alguna parte y me llevaba una eternidad retomarla y traerla de vuelta... no podía encontrarla por ningún lado... Parecía haber desaparecido de mi espacio. Podríamos incluso olvidar nuestros nombres o fechas de nacimiento, y esto es muy común también.



En términos generales, simplemente no nos sentimos que estamos del todo aquí. De esta manera, podríamos preguntarnos si nos está dando Alzheimer, ya que los síntomas son muy similares. Pero a diferencia de la enfermedad de Alzheimer, todos estos síntomas pasan con el tiempo, tan pronto como estamos completamente inmersos en nuestros nuevos espacios en una dimensión superior.



Los síntomas físicos incluyen esa vieja y familiar necesidad de comer cada dos horas, con dramáticas bajadas del nivel de azúcar en la sangre. Nuestros cuerpos se están poniendo a punto para esa nueva realidad, haciendo una transición enorme, y necesitan todo el combustible que puedan conseguir. Podríamos sentirnos débiles y agotados, y tener energía de sobra en un momento dado. A medida que avanzamos hacia lo nuevo, podríamos entusiasmarnos con nuevas ideas y creaciones, y luego no tener el combustible o la energía necesaria para ponerlas en práctica todavía, y luego también pasan por un tiempo. También estamos todavía muy cansados de todo este proceso y de cómo se ha desplegado. Un buen período de rejuvenecimiento es necesario, y espero que podamos recibir este precioso don en los próximos tiempos.



Podríamos sentir que estamos teniendo una experiencia en un mundo, y de repente estamos en otro mundo o realidad, y tenemos que hacer malabares y sentarnos a horcajadas, saltando de un lado a otro a través de una enorme espacio abierto y vacío, dejándonos confundidos, delirantes, exhaustos y divididos. Pero también hay manifestaciones en la realidad física, que están en alineación con estar en dos mundos.



Podríamos estar en las etapas iniciales de algo nuevo y emocionante, pero sin poder dejar atrás todo lo viejo todavía. De esta manera, podríamos estar anhelando comenzar con nuestro nuevo, pero necesitamos atar los cabos sueltos primero, o completar las últimas ramificaciones de nuestra vieja realidad antes de que podamos avanzar en todos los sentidos. En algunos sentidos, podríamos haber comenzado ya con lo nuevo, pero estar todavía en lo viejo también, viviendo en ambos espacios, lo que crea aún más confusión y división. O podríamos tener nuevas oportunidades y mensajes que nos llegan, pero no podemos ir allí todavía hasta terminar con lo viejo.



Durante este tiempo de transición, podríamos sentir que nos estamos hundiendo, ahogando en una posible ruina financiera, y podríamos preguntarnos cómo vamos a sobrevivir. Pero como siempre con la ascensión, nuestras necesidades son siempre cubiertas, y especialmente durante este tiempo, tenemos justo lo que necesitamos para sostenernos, pero no necesariamente generamos ningún nuevo apoyo económico, puesto que hemos tenido que vivir de nuestra propia energía durante los últimos tres años. Así que a pesar de que nuestras necesidades están cubiertas, se nos está cuidando, aunque sea a través de nuestros propios esfuerzos, por el momento. Se está velando por nosotros desde arriba y se nos está observando, y cuando necesitemos más apoyo, va a llegar milagrosamente de alguna manera hasta que estemos firmemente establecidos (a propósito, un sincero agradecimiento a aquellos de ustedes que recientemente enviaron donaciones... las aprecié mucho pues realmente lo necesitaba. Se los agradezco muchísimo).



A medida que seguimos avanzando, entonces, a nuestra nueva realidad, dejando lo viejo atrás, aunque sea en incrementos pequeños y constantes, vamos a recibir un gran impulso y un mayor movimiento con la llegada del equinoccio en Marzo. Durante este tiempo, estaremos más firmemente instalados en nuestros nuevos espacios... espacios que nos quedan muchísimo mejor ahora... puesto que hemos dejado atrás lo que ya no nos queda. Así pues cuando el gran empujón y la gran luz lleguen por medio del equinoccio, servirá entonces para apoyarnos en más formas que las que jamás podríamos imaginar. También nos va a empujar firmemente hacia un dramático espacio de nueva luz, con algo a qué aferrarnos y con mucha más abundancia para todos nosotros. Algo que no hemos visto por mucho tiempo.



Deseándoles el cielo en su corazón, luz de estrellas en su alma, y milagros en su vida en estos tiempos milagrosos,





Karen Bishop

Iluminando

☼La Fuerza de un Alma Pura☼

No se puede..

No se puede forzar un sentimiento, que en el tiempo que lleva forjándose, no ha
llegado hasta donde anhelamos… los sentimientos que se presionan, no son reales,
se condicionan, duran poco, no llenan y solo vacío, temor o desilusión,
ocasionan…


Es muy complicado entender o diferenciarlo, más cuando tememos que se nos pueda
escapar o perdamos lo que más queremos y en el afán de conservar y cuidar,
presionamos y forzamos… En ello cometemos el error de ahogar a la plantita por
tanta agua, abrazar tan fuerte que causa dolor, alejar a quien amamos, desgastar
un sentimiento, equivocarnos en la elección. Aquello que se exige con presión,
no sale ni llega al corazón…

No se puede forzar el destino, ni condicionar la voluntad de Dios, aunque
sentimos que hemos perdido o caminamos contracorriente, no hay que rendirnos, ni
tomar la ruta más fácil, no podemos reacomodar las cosas a nuestro antojo, esa
es otra manera de obligar a que los hechos sean como pretendemos, y así, al
intentar mejorar algo, otras cosas empeoraremos…

Es necesario aprender a soltar, esperar y confiar… darle tiempo al tiempo… dejar
en libertad… por eso, no mendigues ni forces las expresiones de cariño y de
solidaridad, no condiciones a tus seres queridos, pero tampoco te des el lujo de
ser de las personas que les gusta hacerse esperar y rogar; nada es para siempre,
si quieres tomar otro camino, atrévete a expresar lo que sientes, sigue hacia
adelante sin mirar atrás… no permitas que alguien se abrace a una silla que ya
no quieres ocupar, deja que otra persona se siente, para que no quede en el
alma, vacío, desilusión y soledad…

No se puede forzar a que las cosas sean como esperamos, porque para ser y
sentirnos libres, hemos sido creados… Es válido luchar, ser constantes y
perseverantes, sin llevarnos a nada ni a nadie por delante…

Si quieres que algo o alguien sea para siempre, no lo forces a nada, cuídalo sin
ahogarlo, suéltalo sin abandonarlo, deja que todo surja como Dios quiere, en la
más profunda y verdadera libertad…

Kary Rojas




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Anuncios