jueves, 31 de octubre de 2013

¿COMO PUEDO SABER SI SOY UN SER DE LUZ...?



ANGEL ZADQUIEL

¿COMO PUEDO SABER SI SOY UN SER DE LUZ...?

Esa es una gran pregunta. Por lo general, un Ser de Luz no esta consciente de serlo por largo, largo tiempo. Sin embargo un Ser de luz tiene experiencias en la infancia que probablemente los adultos habrán intentado suprimir. Si tienes recuerdos que haberte sentido acompañada de seres invisibles o haber hablado con ellos (amigos imaginarios, es la etiqueta que le ponen los adultos). Si cuando eras pequeña sabías cosas que los adultos te re-enseñaron o te corrigieron diciéndote cosas que tu sabias que eran ellos los equivocados.

Si durante toda tu vida te has sentido ‘acompañada’ por una presencia que te guía y procura tú bien (lo que comúnmente se conoce como ángeles guardianes). Si miras al cielo y sientes una conexión que no puedes explicar, en especial con algún punto especifico en el cielo, algún grupo de estrellas que desde pequeña miras y te fascinas.

Si tienes experiencias que llamamos psíquicas o extrasensoriales. Si sabes si la gente te miente o te dice la verdad. Si tienes sueños muy, muy reales que al despertar a veces no puedes explicar. O si te despiertas con la clara sensación de haber tenido una conversación con alguien, pero no recuerdas que o con quien hablaste. Si sueñas a menudo con alguien que sabes que conoces pero no puedes precisar quien es o de donde lo conoces.

Si sientes un deseo muy grande de ayudar la Humanidad aunque aun no sepas como hacerlo. Si buscas respuestas a una interminable lista de preguntas. Si las religiones convencionales no te convencen y sabes que es un intento de control.
Si has pasado por periodos de depresión por que no encuentras sentido a este mundo y algunas veces se te ha hecho difícil la vida terrestre y sientes que quieres regresar a tu hogar.

Lo más importante si se te hace muy difícil hacerle daño a alguien o pensar en hacerlo (aunque te hayan hecho mucho daño a ti).
Si simplemente lo sabes, pero sientes que es ser poco humilde admitirlo… Tú eres un Ser de Luz. ... Asi como lo lees... eres un ser de luz... puès vibras en armonìa con todo aquello que tocas y sientes ... puès Dios està muy cerca tuyo... Tu misiòn es de gran responsabilidad... tu despertar es necesario... asi que asume tu riesgo... haz que suceda... e ilumina al mundo... con tu bella y divina luz... te amo...

5 Pasos Para Prepararse Para el Portal de Energía del Eclipse



Gracias Fara González López!!!

5 Pasos Para Prepararse Para el Portal de Energía del EclipsePor Selacia
24 de Octubre 2013

Traducción: Fara González López
Edición y Difusión: El Manantial del Caduceo
www.manantialcaduceo.com.ar/libros.htm
https://www.facebook.com/ManantialCaduceo
 
El eclipse del 3 de noviembre en luna nueva podría ser uno de los portales de energía más transformativa de este año – para ustedes y para toda la humanidad.
Los potenciales para grandes conmociones van codo a codo con las posibilidades para oportunidades significativas. Tenemos eclipses cada año por supuesto, pero los eclipses solares en Escorpión como el del 3 de noviembre no aparecen cada año. El último como este fue en noviembre del año 1994, hace casi dos décadas durante las fases iniciales del despertar espiritual global.
Con el proceso actual de despertar acelerado en pleno apogeo, este eclipse de noviembre promete ser un catalizador intenso para el cambio transformativo a una mega escala. Posiblemente, ustedes sintieron al menos unos cuantos batacazos provenientes del eclipse lunar del 18 de octubre. A algún nivel, ustedes están procesando todavía esas energías caóticas – haciendo actualizaciones en su vida personal y auto reflexionando sobre qué más necesita cambiar.
Entre eclipses también, ustedes están en un proceso de adaptación a una ola de nuevas energías que se despliegan a lo largo del planeta a medida que la humanidad se hace más consciente de las situaciones difíciles a nivel global. Los eventos y conflictos son cada vez más transparentes y urgentes. Esta tendencia continuará, trayendo la luz a lo que no está funcionando y pegándole fuego a los problemas que ahora ya son demasiado grandes para ‘barrerlos debajo de la alfombra’.  
En los próximos días que anteceden al próximo eclipse, ustedes querrán poner atención a los cambios de energías y a sus propias respuestas a eventos fortuitos. Para estar seguros, a medida que las cosas se intensifican en su mundo exterior, sus propios desequilibrios y asuntos inconclusos serán expuestos para llamar su atención. Percatarse de estas cosas ahora – y trabajar con ellas con antelación  a nuestro evento del portal de energía del 2 de noviembre con El Consejo de 12 – los ayudará a maximizar las oportunidades significativas del eclipse del 3 de noviembre.

5 Pasos Para Prepararse Para el Portal de Energía del Eclipse

Primero: piensen sobre lo que ocurrió en sus vidas la última vez que tuvimos un eclipse solar en Escorpión en noviembre de 1994. ¿Qué evento significativo o culminación tuvo lugar y qué nueva fase comenzó?
Segundo: teniendo en cuenta que el portal próximo se enfocará en comienzos y finales significativos, consideren qué es lo que necesita comenzar o terminar en sus vidas. Mediten sobre temas relacionados con cosas físicas, conceptos mentales, situaciones de empleo y las relaciones. Inviten a su sabiduría superior a que comience a revelarles lo específico de aquello que ustedes necesitan liberar o renovar para dar paso a un comienzo totalmente nuevo.
Tercero: utilizando las percepciones recibidas provenientes del proceso anteriormente señalado, hagan una lista de aquello que necesitan dejar atrás, actualizar o quizás rehacer totalmente convirtiéndolo en otra cosa. Por ahora, no se preocupen por el orden de su lista o cómo llevarán a cabo este proceso de liberación. Lo importante es escribir estas cosas en un papel para anclarlas en su conciencia.    
Cuarto: inviten al espíritu a que les traiga claridad con respecto a estas cosas entre ahora y el portal del eclipse. Esta claridad puede aparecer a través de sueños, de eventos cotidianos o durante momentos en los cuales ustedes reflexionan sobre su lista o qué es lo que necesitan liberar.
Quinto: diariamente antes del portal del eclipse, evalúen sus temas clave de finalización – profundizando en algunos de los pasos apropiados que deberán tomar. Recuerden que para poder avanzar hacia su nueva vida, no pueden llevar consigo las cosas o situaciones que ya no funcionan – cosas que les impiden ser todo lo que ustedes pueden ser.  No permitan que este viejo bagaje los abrume. Solo presten atención a aquello que descubran y comiencen sus preliminares liberando esos procesos ahora antes del portal.
Al realizar estos procesos por adelantado y comenzar a cambiar las cosas en sus vidas, ustedes abren la puerta para avanzar hacia un ciclo nuevo, más expansivo. Recuérdense que ustedes se merecen esto. Sepan que su yo divino empoderado hacedor de cambios está listo para avanzar hacia los nuevos comienzos de esta próxima fase. Confíen en esto.  

Derechos de autor 2013 por Selacia, Canal del Consejo de 12 * Todos los Derechos Reservados * www.Selacia.com.
Estos y otros artículos de interés pueden ser descargados en archivo Word desde el sitio creado en http://www.manantialcaduceo.com.ar/libros.htm para ARTÍCULOS DE INTERÉS
El Manantial del Caduceo agradece a las personas que comparten y distribuyen estos mensajes tal cual se publican, con todos los créditos correspondientes, pues así reflejan su propia transparencia al difundir la luz. Lamentablemente, otras personas no actúan de esa manera y modifican o eliminan los créditos, impidiendo así que sus propios lectores tengan acceso a los sitios donde podrían encontrar mayor información. Vale la pena recordar que todos los sitios individuales que hospeda El Manantial del Caduceo han sido autorizados por los respectivoscanalizadores/autores y contienen todo el material con sus traducciones autorizadas.
Estamos en una nueva energía, creando un mundo nuevo. Seamos conscientes de nuestras elecciones. ¿Queremos seguir creando competencias y desazón? ¿O preferimos la colaboración e integridad? Por favor, honremos la labor de cada persona que hace su parte para que nos lleguen estos mensajes, respetando la totalidad de los créditos. Gracias.

 

El mayor espectáculo




Esto es un hecho: hoy es la fecha que sea. Y esto es otro hecho: el día de hoy nunca volverá; nunca jamás. No puede ser. ¿Qué significa eso para ti? Te despertaste; es un nuevo día. Miramos nuestros calendarios –los años, los meses, las semanas– como si eso no significara nada. Yo suelo hablar del “momento llamado ahora”. Pues bien, nada más decir “el momento llamado ahora”, ya no es “ahora”. Se fue.

El tiempo es una fuerza muy poderosa; simplemente se mueve y se mueve sin parar. Y te afecta a ti. Pero la cuestión es: ¿qué haces tú en ese tiempo? ¿Actúas como un ser humano? ¿O intentas ser otra persona? Como un robot. Actuando. Todos somos actores, fingiendo ser alguien que no somos. Quizá pienses: “Yo no soy un actor. Soy una persona responsable. Tengo mis obligaciones, mis horarios, mis planes”. Y aparentamos ser Fulano de Tal. A escala de este universo, no eres nada, absolutamente nada. Sin embargo, en tu universo, eres el líder supremo. Quieres modelar, comprender y controlar tu destino.

¿Cuál es tu destino? Si quieres conocerlo, es posible. Pero tu destino es el destino de un ser humano, y antes deberás volverte un ser humano, no un actor; no el rey imaginario de un reino imaginario en una época imaginaria, muy, muy lejos del reino de la realidad.

¿Qué hago yo? No estoy aquí para predicarte. Tengo algunas entradas para el mayor espectáculo de la Tierra. Busco personas que quieran esas entradas, y ellas me buscan a mí. Tú eres el escenario, pero necesitas una entrada. Yo tengo una. No las vendo, las regalo... es una cortesía de un ser humano hacia otro.

¿Y quién actúa? Lo más magnífico está actuando en este teatro durante un tiempo limitado. ¿Durante cuánto tiempo? Mientras estés vivo. ¿Cuándo puedes ver el espectáculo? Cuando quieras. ¿Te gustará? Es la función de las funciones; se representa una historia imposible: lo infinito, lo divino, ha decidido venir y unirse a ti en este viaje.Hace poco, alguien me preguntó: “¿Por qué es difícil la vida?”. Yo le dije: “Vamos a suponer que tienes un flamante auto nuevo recién salido de la fábrica y que funciona perfectamente. Entonces le quitas las ruedas y las pones en el techo, sacas el motor y lo pones en el maletero, tomas el depósito de gasolina y lo colocas en el lugar del motor, y le preguntas al vendedor por qué no funciona el auto”.

¿Qué has hecho con tu vida? Por favor, baja a la Tierra. No es un mal lugar. Ser un ser humano no está tan mal. De hecho, está muy bien, es algo muy profundo. Puedes aceptar. No tienes por qué vivir en un mundo de fantasía.

A veces pongo este ejemplo. Imagínate que hay una vaca, negra con manchas blancas, muy bonita, pequeña. ¿Hay algún problema con esa vaca? Sí. Está ahí, pero sólo existe en una fantasía. ¿Puede dar leche? Sí, pero tienes que imaginártela; no la puedes beber. En tu fantasía, incluso muge, guiña los ojos y tiene unas grandes pestañas. En tu imaginación esa vaca es simplemente maravillosa, y da muchísima leche, pero no podrás ponérsela a tu té. Y de esa leche sale un montón de mantequilla para las tostadas, siempre y cuando tú creas que está ahí. Pero ni tú ni yo podemos utilizar una vaca imaginaria. No puede dar una leche que podamos beber.

Si éste es el único lugar en el que vas a vivir toda tu vida, ¿qué interés tienen todos lo demás? Eres muy afortunado por estar vivo. Ésa es la mayor de las bendiciones. Los fantasiosos no lo comprenden. Están buscando la tostada imaginaria para poder tener la mantequilla imaginaria de la vaca imaginaria que da leche imaginaria. Sueñan con el cielo cuando ya están en él: “Debo esforzarme mucho. Tengo que hacer esto y renunciar a aquello para ir al cielo cuando me muera”. ¿Sabes cuál es el gran problema de ese cielo? Que te tienes que morir.

La belleza de este cielo es que no tienes que morir. Lo único que tienes que hacer es abrir los ojos. Deja de soñar, empieza a mirar y verás qué cielo es éste. No necesitas imaginártelo. La verdad y la alegría están en tu interior, y hay una bondad inherente que está siempre ahí. Cada día. Explora el regalo que tienes. Se trata de descubrir, de sentir.

Realmente deberías tener en cuenta esa entrada. Te va a llevar a la función más increíble de todas. Dentro de ti.


Noticias para el corazón, Martes 29 de Octubre 2013, por Prem Rawat. Este es un Boletín editado y distribuido por Juan Angel Moliterni (www.escuelaclaridad.com.ar).

Luces y sombras en el eclipse - 3 de noviembre




Luces y sombras en el eclipse - 3 de noviembre
por: Ana María Frallicciardi
........................................................................................................................................................
Gran transformación en la conciencia individual y colectiva
El 3 de noviembre se realiza un Eclipse de Sol a 11° grados de Escorpio, sobre el nodo positivo de la Luna. Se suman también Mercurio retrógrado a 7° y Saturno en Escorpio a 13°
Las poderosas fuerzas de transformación que comenzaron a movilizarse en los últimos meses se precipitan en cambios visibles a partir del eclipse. La presencia de Saturno nos habla de un proceso de aceleración y liberación de karma planetario.
Las energías de Escorpio tienen la capacidad de trasmutar y purificar como ningún otro signo las emociones estancadas. Este eclipse de Sol es muy potente, en primer lugar liberamos todo aquello que emergió en nuestra conciencia y en segundo lugar queda espacio para que surja lo nuevo a partir de ahora y así continuar ordenando el nuevo ciclo evolutivo.
Las inquietantes aguas de Escorpio llevarán nuestras emociones hacia las profundidades de nuestra psiquis, Todo lo reprimido, tapado, los secretos mejor guardados, las tramas ocultas, lo que no se quería reconocer es trasmutado, purificado y traído a la superficie de la conciencia para liberar nueva energía.
En las profundidades emocionales de Escorpio se transforma y se purifica la vida misma. Hay un especial interés en resolver las viejas historias familiares, reparar las líneas transgeneracionales, sanar las genéticas enfermas. Esto sucede gracias a la presencia de Júpiter en el signo de Cáncer. Constelaciones familiares, Biodecodificación, Psicogenealogía, EMF Balancing. Todas estas técnicas están a la orden del día mientras Júpiter siga en Cáncer hasta julio de 2014.
Escorpio se asocia con el renacimiento del Ave Fénix desde sus propias cenizas. ¿Cual es la simbología del Ave Fénix? Es la única ave de su especie, cuando sabe que va a morir prepara un nido con ramas aromáticas y se incinera a sí misma en ellas para su nuevo nacimiento, es lo que se llama renacer de las propias cenizas. Nos morimos a todas nuestras emociones, proyectos, sueños, apegos, vínculos; purificamos en el fuego del espíritu todo lo que no nos sirve más de la vieja vida y nos damos nacimiento a una nueva etapa de evolución más libre y ligera.
Lo que termina en este eclipse será definitivo. Escorpio no se anda con vueltas, una vez que decide cortar, no vuelve para atrás. No tengan miedo, sepan ver el nuevo camino que seguramente será más luminoso.
Desde el mes de agosto fui registrando en mis conversaciones con muchas personas una sensación generalizada de enojo profundo con la realidad que experimentábamos. Muchos decían no querer continuar en este planeta y pedían regresar a sus lugares de origen. Otros se enojaban por las situaciones de vida cotidiana y sus vínculos. Considero que esas emociones que emergían incontenibles desde el inconciente permitieron que fuéramos sacando a la luz muchos bloqueos emocionales que ahora pueden ser liberados y purificados. Creo que hubo otro escalón más a ascender y esto generó malestar interior hasta tanto nos adaptamos a la nueva frecuencia de compromiso y responsabilidad. Ahora podemos recalibrarnos nuevamente en servicio y entrega.
Sugerimos mantener los pensamientos bien alineados en la luz y el bien común, de lo contrario podemos ser llevados por fuerzas inconciente muy destructivas. No se enganchen en viejas historias y rencillas, no se enreden emocionalmente. Es momento de liberar resentimientos, dolores y hacer las paces dentro de nosotros mismos y con los otros. Estén atentos a las energías que se movilicen en su entorno, ayuden a los que no pueden aceptar las transformaciones. Practiquen flexibilidad, tolerancia y aceptación. Eleven las vibraciones con meditaciones e irradiaciones de luz en todos los lugares donde estén.
Recuerden, las cosas ya no son como antes, ahora vamos a tener resultados diferentes. Nuestra mente funciona en varias dimensiones a la vez aunque no nos demos cuenta, estamos creando realidades con cada pensamiento que atrae cargas energéticas según la intensidad y polaridad de la emoción que tengamos.
Este eclipse es la oportunidad de liberar todo lo que nos hace sufrir y empezar de nuevo. Somos los creadores de nuestra vida. Tienen 15 días, hasta la luna llena, para realizar la limpieza interior. La nueva energía llegará con la Luna Llena del 17 de noviembre.
También se suma a este eclipse Mercurio retrógrado en Escorpio. Este planeta es el que está aportando las energías necesarias para la revisión y replanteo de los asuntos más importantes que tenemos entre manos. Mercurio está frenando las decisiones importantes, mientras saca a la superficie todo lo oculto.
Los cambios comenzarán a manifestarse a partir del 12 de noviembre cuando Mercurio retome su marcha directa.
Terminaremos de ver en la superficie de la vida las ilusiones, los engaños, mentiras e historias no resueltas,
luego vendrá la purificación y la recalibración de nuestra esencia con su verdadero propósito de vida. Desde las profundidades de Escorpio surgirán también las nuevas ideas creativas para la nueva etapa de evolución social y política.
Y cuando decimos, NUEVAS IDEAS, decimos NUEVAS IDEAS. Lo que se ha visto hasta ahora es un rejunte y un parche de las viejas recetas.
Nuevas ideas, nuevos líderes, nuevos equipos, nueva economía. Seres Re-novados, transparentes y auténticos. Las energías después del eclipse serán como una espada de luz, lo auténtico se mantendrá en pie.

Imperfecciones, flaquezas y fracasos





Imperfecciones, flaquezas y fracasos



Todo está cambiando y mejorando. La vida se está volviendo desordenada, avasalladora y demandante. Pide que le presten atención, que escuchen. Como una niñera vieja, el Universo les está tirando de la oreja y apretándoles el codo para que le presten atención. Está demandando que escuchen con su corazón y no con su cabeza dura. El cerebro, que mantuvo cosas en secreto, está listo para expresarse. Está listo para hablarles acerca de sí mismos. ¿Quiénes son en realidad? ¿Para qué están en realidad? Tienen mucho miedo de verse a sí mismos. Se mantienen ocupados en relaciones, en limpieza, con preocupaciones y tareas poco importantes. Cuando finalmente se detienen, se desconectan y duermen. Están funcionando de adentro hacia afuera.

Todo en su mundo da saltos frente a ustedes y dice: “¡Mírame! Soy una parte de tu holograma (de tu vida) con el que no estás en contacto.” Para ustedes, las imperfecciones, las flaquezas y los fracasos son negativos. Una mirada y dan vuelta su linda cabeza y se alejan. Para el Universo, ellas son un lugar de oportunidad. Son regalos que piden ser desenvueltos.

La vida les da constantemente. Hay un equilibrio de dar y recibir que debe cumplirse, dándoles los milagros que necesitan para mantenerse a flote durante las mareas bajas. Esos mensajes mágicos de pulgares arriba que tanto necesitan en forma de arcoiris, un pequeño pájaro azul o una bella rosa. Aquello que solo es para sus ojos, es su regalo. Cuando la magia del momento se expresa en voz alta, desaparece como la niebla en el sol matinal. ¿Cómo toman los elementos de la magia y los milagros y se los muestran / se los comunican a otro? La Tierra está feliz de compartir sus secretos con ustedes, apoyándolos en todos sus cambios.

Es hora de dejar de huir de su naturaleza humana. El hámster no llega a ninguna parte en un encierro autoimpuesto. Las limitaciones siempre son autoimpuestas. Les enseñaron que ser una buena persona significaba hacer por los demás y que era egoísta hacer por uno mismo. Les enseñaron a amar a su prójimo como a sí mismos, pero ¿se aman a sí mismos? ¿Es esa la manera de amar a su prójimo? ¿Los aman lo mejor que pueden o solo los aman tanto como se aman a sí mismos, que es poco o nada?

Entran en un tiempo de amarse a sí mismos, de aprender a amar que son humanos. Amen cuando tengan un dolor de cabeza, sabiendo que están respondiéndole a su cuerpo que les está dando un mensaje, una señal. Tal vez hayan comido algo que no está de acuerdo con ustedes, o alguien está utilizando su línea telefónica psíquica.

Todo en su cuerpo les habla. Todo en su mundo les habla, devolviéndoles el reflejo de lo que necesitan. Respondan a ese llamado. Es un SOS. Practican lo que predican, o eso les parece a todos y a todas las cosas, excepto a ustedes. No renieguen de quienes son. No crean que hay algo malo en ustedes. No pueden descartar lo que son y convertirse en otra cosa. Son lo que son. Honren quiénes son y ser quienes son realmente facilitará la transición. Cuando van a contrapelo de sí mismos, las situaciones se vuelven inamovibles como las montañas.

Algunos de ustedes sencillamente se esfuerzan demasiado. Están tratando de SER. No deberían tratar de SER. Eso debería ser algo fácil. No debería ser algo que les cause bloqueos en su campo de energía. No se esfuercen tanto por SER. Descansen en ello. Es lo que hacen naturalmente, es lo que mejor hacen, SÓLO SEAN.

Les pedimos que no se esfuercen tanto por ser y al mismo tiempo, les pedimos que no dejen de intentarlo. Es un río que se encuentra con un océano. Al encontrarse, las aguas se agitan, pero finalmente todo está en calma. No lo intenten tanto, pero tampoco se rindan. En el punto donde el río se encuentra con el océano dentro de ustedes es donde nace la creación y a lo nuevo se le da la libertad de volar. Los humanos han luchado por ser su verdadero yo durante demasiado tiempo. Ahora es el momento de descansar en quienes son en realidad, como se ven en realidad, como huelen realmente y como se sienten realmente.

Les pedimos que vayan al centro de la ola. Véanla sobre ustedes. Véanla debajo de ustedes y luego, móntenla. No renieguen de lo que saben en lo más íntimo que está bien para ustedes. Aunque no vean que se manifieste, véanlo como si estuviesen viendo una película y ustedes fuesen la estrella. Ustedes son los visionarios, son las profecías y son el futuro. Ustedes van delante de la manada. No se rindan porque otros no los entiendan. Ustedes son seres muy, pero muy bellos. Es hora de que lo vean.


Canalizado por Gillian MacBeth-LouthanPO box 217Dandridge, Tennessee37725-0217www.thequantumawakening.comthequantumawakening@gmail.comTraducción: Susana Peralta

44ªSemana Octubre/Noviembre 2013


TU PROMESA ESPIRITUAL




Con amor en mi corazón y con humildad, 
Invoco a la Amada Presencia de Dios
Para que me envuelva en su Preciosa Luz
Y así sea testigo fiel de mi consagración
A través de la siguiente promesa,
La cual pido a mi Señor sea bendecida
Con su Divina Radiación.
Mi promesa es sólo contigo y
Con la conciencia de mi Ser.
HOY MISMO, quiero y decido
Trabajar encaminándome en el Sendero Espiritual
para el mejoramiento de mi vida,
procurando siempre derramar
todas las bendiciones necesarias sobre mis actos.
Prometo no volver a autocriticarme negativamente.
A menos preciarme o a rebajarme
por cosas insignificantes de la vida,
a ocultar mis talentos...
Por el contrario, prometo
practicar con paciencia las leyes de la vida,
concentrar mis fuerzas,
disciplinarme en el trabajo diario hacia mi superación,
buscar cada día una dosis de voluntad y sacrificio,
enfrentar los obstáculos y fracasos,
dominar el temor y las dudas.
Y por último, prometo hacer todo con amor,
amor por mí... amor por todo...
amor por mi prójimo y amor por Dios.
Prometo hacer todo cuanto de mi dependa
para cambiar mi vida en una
verdadera transformación espiritual.
Y así, triunfar como hijo de la Luz Celestial.
Señor y Dios mío, séllame en esta promesa
para tener la fortaleza necesaria y
encontrar la Victoria de Tu Gloria.
Así sea y así se cumpla.
Por el más Sagrado Nombre de Dios.
Amén. Amén. Amén.

LA SEMILLA DEL ARBOL INFINITO






LA SEMILLA DEL ARBOL INFINITO 

En la naturaleza podemos observar cómo cada especie y variedad de seres producen su propia simiente. Cada cosa resulta ser de la misma naturaleza que aquello de lo cual se originó. Toda la existencia manifestada tiene un origen común, bien sea que consideremos el asunto material o espiritualmente, y esa fuente primigenia confiere sus propiedades a todo lo creado. Todos los seres de la naturaleza, visibles o invisibles al ojo humano, poseen características comunes de identidad cósmica, y básicamente constituyen semillas, que se desarrollan en un proceso infinito. Nuestros humanos sentidos parecen no ver esa sutil conexión entre todas las cosas, y nos dan la apreciación de que, por el contrario, todas las criaturas están separadas. Pero, al igual que los dedos de la mano se juntan por su base en un conjunto mayor, y son movidos por un control remoto distante de ellos mismos, existe una profunda e ilimitada conexión entre todas las cosas de esta creación. Hasta la ciencia moderna reconoce la posibilidad de este principio. El científco David Bohm, en su teoría de la realidad conectada, afirma que cualquier partícula, cualquierquantum de materia, está conectada con toda otra en todo lugar.
Los sentidos humanos, funciones ampliamente cultivadas, pero restringidas a ciertos rangos vibratorios, nos dan la ilusión de la separatividad y del límite. Juzgamos las cosas por lo que percibimos, olvidándonos, casi siempre, de aquello que es imperceptible para nuestros instrumentos, lo cual constituye la mayoría de lo que los seres son. Con tan limitada información, nos hacemos una imagen de todo y así lo catalogamos.
Lo que hacemos con este sistema es poner límites a todo lo que percibimos, e impedir llegar al conocimiento real de las cosas. Por eso terminamos identificándonos con nuestro propio cuerpo tan estrechamente, y considerando sus fronteras como las nuestras. Para la mayoría de las personas, la piel es el límite. A veces, sin embargo, tenemos que reconocer que hay cosas que nuestros sentidos no captan.
Hemos de hacer consciencia de las básicas estructuras de la personalidad humana: el cuerpo, la energía, las emociones, los pensamientos, las ideas, las fuerzas intuitivas, la conexión con cualquier cosa. Tras de todo ello está el ser interior que es el que maneja por entero esas fuerzas o estructuras, y el cual constituye verdaderamente la simiente de lo original. Cuando éste retira totalmente su atención del cuerpo, ocurre la muerte, ese largo proceso a través del cual renovamos nuestras energías, desprendiéndonos de todo elemento, energía o fuerza acumuladas en la vida, para replegarnos nuevamente como simientes cósmicas.
Cada uno de esos elementos constitutivos del engranaje de una persona están sujetos a nacimiento, crecimiento, desarrollo, madurez, muerte y transformación, a la vez que gozan de la propiedad de pertenecer al todo y poseer sus características. Una de ellas, es la de ser ilimitado, infinito, sin fronteras.
El cuerpo denso, esa mezcla organizada de órganos, es finalmente una agrupación de átomos que siguen un patrón de organización, programado. Ellos son una colección de partículas y subpartículas, formadas realmente por paquetes de energía, que nos dan la ilusión de la materia, siguiendo también patrones de agrupamiento, y las cuales son tan fluidas como el cuerpo mismo en su totalidad. Cada átomo es una colección de partículas en incesante movimiento, agregados de una fuerza proveniente de una lluvia cósmica proveedora, infinita e ilimitada. El engañoso estático cuerpo del hombre es un río, formado por corrientes de átomos. Estas estructuras,  aparentemente estables, son en realidad torrentes de energía, recodos de un arroyo de invisibles aguas que conservan un molde, un paisaje. Y esas potentes fuerzas que fluyen para formar los diminutos quantos, como los llama la ciencia, van y vienen de uno a otro átomo, modificadas por múltiples factores, de tal suerte que las subpartículas que hoy están en nuestro cuerpo pudieron haber estado en el ayer en una estrella distante, y vinieron a incorporarse a nuestro molde, después de un largo viaje a la velocidad de la luz o tal vez a mayores medidas de desplazamiento. Nuestro cuerpo, visto desde la óptica de sus diminutos componentes, se conecta permanentemente con los más remotos lugares del cosmos. Su límite es aparente. Su conexión es infinita. Nuestros ojos sólo aprecian la forma del río pero no perciben el cambio de las aguas que fluyen, pues únicamente están adaptados para mirar imágenes de lo que captan, y no para ver lo que forma la imagen. Los sentidos del cuerpo físico solamente capturan una mínima parte de la información proveniente de aquello que tratan de divisar. Ninguno puede percibir la totalidad.
Nuestra forma es temporal, impermanente, cambiante, segundo a segundo, fluyente. Más bien podríamos hablar, no de un cuerpo sino de un fluido que se agrupa en torno a un patrón programado, también cambiante y del cual sólo apreciamos imágenes del momento, de los instantes en los cuales las energías que lo forman se moldean o coagulan, para volver a fluir. El organismo es un fluido proveniente de la fuente cósmica, que todo lo nutre y que no hace distinción de espacios o de seres. El cuerpo, supuestamente nuestro, aparentemente estable, es en realidad, en esencia, infinito, ilimitado, sin fronteras.
El río de átomos de nuestra forma necesita permanente de otra corrienteinterna que lo sustenta: es el caudal de la energía, de esa fuerza de vitalidad que los orientales llaman el Chi o Ki y también prana. Es ese vigor que obtenemos a partir de los alimentos, del sol, del oxígeno, de la respiración y que todos los días parece agotarse hacia el ocaso, obligándonos al activo y recuperador proceso del sueño. Esa misma fuerza que parece disminuir con la enfermedad y a veces, casi siempre, con la vejez, imperceptible a los sentidos ordinarios, es sólo una energía de un nivel vibratorio superior al de los gases, otro río infinito que fluye permanentemente nutriendo a todo lo que existe, dependiendo de sus necesidades. Se hace más intensa en unas criaturas que en otras y su permanencia es también relativa, siguiendo inteligentes programaciones de la naturaleza, fluyendo siempre desde donde hay más hacia donde hay menos, pero de la misma forma que la sustancia corporal, conectándonos con el cosmos, a velocidades enormes, y agrupándose a su paso por nuestro cuerpo, de acuerdo con un patrón predeterminado. Esa fuerza, al igual que los diminutos átomos físicos. va de una persona a otra, de un ser a otro, en un incesante fluir, siguiendo el lecho de invisibles riachuelos. Vitalmente, también somos infinitos.
Las emociones, deseos, pasiones, anhelos y afectos o sentimientos, son otra de esas fuerzas que hacen parte del engranaje o equipo de un ser humano. Parecen tener un mayor nivel de vibración y tienden a ser reproducibles, contagiosas, para quienes responden automáticamente a su impacto. Es una fortaleza más, selectiva y diversa, de la naturaleza, que aún no fluye hacia todas las criaturas. Parece ser característica, por lo menos en este planeta y de la forma en que la apreciamos, de los animales y seres humanos. Por lo menos en ellos se ven sus efectos en forma manifiesta, si bien afecta de alguna manera a todas las criaturas.
Si bien, aparentemente más fluida que la fuerza de vitalidad, tenemos menos control sobre ella. Las variaciones de ésta parecen agruparse en torno a moldes de comportamiento característicos, que a veces se copian de otros, de la familia, de la sociedad, y determinan la conducta de civilizaciones completas. Son causa de gran sufrimiento para los seres que las experimentan, especialmente cuando son intensas, repetitivas y reprimidas. Al igual que la vitalidad, tienen estrecha conexión con el cuerpo y producen fuertes modificaciones en sus patrones de agrupamiento, siendo la causa principal de ese desorden llamado enfermedad. Nos conectan con sutiles hilos a través del espacio, abarcando pequeñas y grandes distancias. Crean una atmósfera en los lugares en los que habitamos, capaz de ser sentida por cualquier ser humano. Aunque nuestros sentidos no las perciben, podemos notarlas fácilmente en los demás. Sabemos si alguien está triste, asustado, alegre, colérico o enamorado, y a veces por resonancia reactiva entramos en los mismos estados en los que están los demás, aun sin contacto físico. A veces las sentimos a distancia, como en el caso de la madre que puede percibir la tristeza de su hijo a cientos de kilómetros.
Por el mismo sistema que las anteriores formas de energía, fluyen persistentemente y se agrupan en torno a patrones especiales, típicos de cada ser, conectándonos cósmicamente. También nuestra estructura emocional se expande infinitamente.
La mente, aparentemente de mayor alcance, es aún más desconocida, una estructura subutilizada por la mayoría de la humanidad. Las energías mentales pueden ser proyectadas en el espacio y el tiempo. En nuestro planeta son fundamentalmente usadas por el hombre, quien se halla en vías de experimentación. Los pensamientos son agregados de fuerzas que se amoldan, al igual que el cuerpo. Su límite, obviamente, trasciende al cerebro, alcanzando cualquier punto del espacio. Si bien inmadura, la mente es un sistema complejo de energías que también alcanzan el infinito.
Las ideas, la intuición y las fuerzas más sutiles de conexión cósmica, más imperceptibles aún, son fluidos de mayor vibración a las que no podemos poner barreras.

El ser humano generalmente asigna una esfera de acción a cada una de las fuerzas constituyentes de su estructura básica. La mente pone un límite a cada una de ellas. El espíritu, el más imperceptible de todos, negado por muchos por lo mismo, indefinible, no tiene límites. Para quien le acepta, es tan ilimitado como cualquiera de las fuerzas existentes en la naturaleza.
Debemos reflexionar profundamente, para diferenciar entre la realidad y la apariencia, entre lo que es y su imagen o eco, y hacernos conscientes de que nuestras limitaciones son ficticias. En realidad somos semillas de la fuerza universal, simientes divinas, semillas cósmicas de un árbol infinito, que gozamos de la cualidad de ser infinitos en todos sus aspectos, limitados tan sólo por nuestra creencia. Cada ser humano y cada cosa son solamente una estación del Cosmos, una de las múltiples proyecciones multifacetarias de Dios, una coagulación temporal de la energía viviente que todo lo compenetra, moldeada por un patrón definido y programado por la Inteligencia Divina Universal. Tal vez a eso se refería Cristo cuando dijo: "Yo estoy en el Padre y el Padre en mí. Quien me ha visto a mí, ha visto al Padre, pues mi Padre y yo somos Uno".
No debemos caer en la pretensión de que somos Dios, con todo su poder manifestado, pero sí podemos observar la realidad de esa potencialidad en embrión, dada nuestra conexión con el infinito, a todos los niveles. Quien explora esa gigantesca posibilidad descubre que existe un camino para conectarse con cualquier partícula, fuerza o entidad existente en el universo, y puede tener una perspectiva más amplia de la existencia, en lugar de una estrecha concepción de la vida, limitada seguramente por la creencia o la ignorancia. El vernos como ilimitados hace que lo imposible entre en la categoría de lo posible, y rompe el círculo vicioso que nos lleva del infinito espíritu a la personalidad individual limitada, y de ésta, en retorno, hacia lo ilimitado. Sólo así es posible comprender que la separatividad de los seres es una gigantesca ilusión de los sentidos, alimentada por las creencias que hemos tenido por siglos.

Bajo esta concepción, basada en la observación no condicionada de la realidad, podemos entender que en verdad no existe nada que se encuentre fuera del Cosmos, externo al Universo o exterior a la Divinidad, sino que absolutamente todo lo manifestado se halla en el seno mismo de su fuente original, o como dijo el cristiano Pablo de Tarso: "...en Dios vivimos, nos movemos y tenemos nuestro ser". 
  
de: LA AVENTURA INTERIOR  

“La búsqueda interior implica la desmitificación del yo, la ruptura con todos los antiguos paradigmas acerca de la naturaleza humana, el descondicionamiento de los modelos socioculturales y una gran osadía para el cambio.” 

Jose Vicente Ortiz Zarate
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Anuncios