miércoles, 30 de marzo de 2016

Carta al hombre que alguna vez amé…



Ojalá algún día logres entender el mal que haces y corregir tu rumbo. Ya no te amo, pero no te deseo el mal, deseo que seas feliz.
Hola Primer Amor:
Hoy recibí un mensaje tuyo, un mensaje que me aterró. ¿Por qué tenías que mandarme ese mensaje? ¿Quieres seguir creyendo que eres superior a mi… que sigues teniendo el control de las cosas? No te equivoques y no te desgastes más pensando que sigues teniendo un efecto sobre mi, que un día voy a darme cuenta de todo lo que estoy perdiendo y voy a correr hacia ti como tantas veces lo hice en el pasado.
“Ya te superé, ya me di cuenta de que hay muchas mujeres mejores que tu”, dijiste en el mensaje. Bueno, eso me demuestra 2 cosas, la primera: Que eres aún más tonto de lo que creí; y segunda: Que tal vez estás arruinando la vida de otra pobre mujer.
En vez de sentirme mal, me compadecí de ella. Si resulta que es ella la “indicada” conozco todo por lo que va a sufrir a lado tuyo. Pobre, ojalá encuentre la fuerza en ella para dejarte ir, del mismo modo en que yo lo he hecho.
Eso me remonta a la época en la que creía que estar contigo era lo máximo y que había sido tremendamente bendecida porque te hubieras fijado en mí. Solía pensar que tus antiguas novias estaban con las tripas hechas masa de la envidia que sentían por mí. Yo te tenía, me amabas a mí.
¡Qué tonta! ¡Carajo! ¡La tonta era YO! La que estaba contigo, a la que le babeabas el hombro cada vez que te quedabas dormido recargado en mí. Ellas eran unas suertudotas por estar lejos de ti. No habías tenido la oportunidad de arruinarles la vida a ellas. ¡No, no, no, no! Fui la única que cayó y se dio en toda la cara contra el concreto por haberte creído… por haberte amado.
Pero fue mi culpa, era joven y estaba enamorada, te diste cuenta de esto y lo usaste por completo a tu favor. Intentaste destruirme con cada recurso que tuviste a tu favor. Sólo doy gracias por haberme dado cuenta a tiempo.
Gracias por los bellos momentos. Yo te amé de verdad y fui feliz porque me permitiste amarte tanto como quise, pero, ” Llegó el momento de buscar al hombre que me ame como yo te amé a ti.”
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Anuncios