sábado, 9 de julio de 2016

¿Cómo influyen las emociones sobre nuestro cuerpo?


¿Cómo influyen las emociones sobre nuestro cuerpo?
Y al contrario, ¿nuestro cuerpo influye sobre nuestras emociones? en medicina oriental, desde hace miles de años se observó que por ejemplo, si tenemos tristeza, sollozamos, y este movimiento de respiraciones cortas, provenía de los pulmones. La persona de carácter bilioso, que se ponía verde de la ira, correspondía al hígado y la vesícula biliar. El  miedo, capaz de hacernos hacer pis de un susto, los médicos lo localizaron en el riñón. Cada órgano tiene una emoción negativa predominante (también emociones positivas). En medicina china se han estudiado cinco espíritus energéticos en cada uno de nuestros órganos: los llamaron los cinco elementos, cinco movimientos. Actualmente en medicina se estudia la relación del corazón con las emociones. La relación de la piel con el hígado, el papel del sistema digestivo, como un segundo cerebro, que produce tantos neurotransmisores como el cerebro.
La medicina oriental, utiliza los puntos de los cinco espíritus, para equilibrarlos. El riñón genera el hígado, el hígado alimenta al corazón, el corazón genera la tierra, la tierra genera el metal y el ciclo se reinicia pues el metal origina el agua. Esto se llama ciclo generativo. Pero como sabemos por experiencia, el agua apaga el fuego: por eso el riñón el agua, controla el fuego, el corazón. Un paciente lleno de odio, impaciencia, como parte de su tratamiento debemos recomendarle dieta rica en algas, soja, hongos tibetanos, meditación, técnicas de relajación, taichí, etc., todo lo que tonifica el agua, el riñón. Lo mismo ocurre con los otros elementos: el hígado, la madera, controla la tierra, el estómago. Este es el ciclo de control. Nuestro cuerpo es complejo y maravilloso y sin embargo solo necesitamos escucharlo y permitirle fluir, esta es nuestra primera medicina.

Por todo lo dicho anteriormente vemos que existe una relación directa entre la vida emocional de una persona y su salud física. Cada órgano se asocia con una gama de emociones. Estos Órganos dominan la expresión de emociones particulares y que son a su vez afectados por estas mismas emociones. Las emociones ejercen una influencia negativa sólo cuando se vuelven demasiado intensas, fuertes, no expresados, excesivas o cuando dominan la psique durante un largo período.
Esta teoría reconoce siete emociones: ira, alegría, melancolía, pena, miedo, y Shok. La séptima varía según la fuente, pero puede ser la tristeza, la ansiedad (ansiedad son los pensamientos que dan vueltas y vueltas, que pueden poner sombra a la preocupación o ser una forma de miedo o temor). La tristeza está estrechamente asociada con el dolor. El temor y el miedo están estrechamente asociados y se pueden concebir como una emoción. En cuanto a la ansiedad, que puede ensombrecer el miedo o la melancolía y podrían agruparse con cualquiera de ellos de acuerdo a sus síntomas asociados.
Cualquiera que sea la emoción seleccionada como la séptima, no deben interpretarse de manera demasiado estricta.

Shok o miedo
Un Shok emocional dispersa el Qi y afecta tanto a los riñones y el corazón y, en cierta medida, el intestino delgado. El Qi del corazón se debilita rápidamente, dando lugar a palpitaciones, falta de aire e insomnio, y requiere "Esencia de Riñón" para apoyarlo. Esto genera tensión en los riñones, y la tonificación de los riñones ayuda.

Miedo
Un sentido apropiado de miedo instintivo es necesario para la supervivencia. El miedo hace que el Qi desciende y afecta a los riñones. El miedo excesivo o prolongado drena los riñones. También puede suprimir Qi. El miedo tiene un impacto diferente en los adultos y los niños. En los niños, el miedo hace que el Qi descienda, lo que resulta en una enuresis nocturna (mojar la cama). En los adultos, el miedo tiende a causar deficiencia renal-Yin. Hasta cierto punto, el miedo también perturba el corazón, lo que lleva a la ansiedad. Los riñones tienen que reforzarse.

Ira
La ira afecta el hígado y hace salir el Qi. La ira incluye varias emociones relacionadas: el resentimiento, la ira reprimida, irritabilidad, frustración, rabia, la indignación, la animosidad y rencor. Enfurruñamiento y  depresión son también formas de la ira (en la depresión se bloquea la ira), la frustración se encuentra entre la ira y la depresión. En la depresión debido a la ira reprimida o el resentimiento, la lengua es de color rojo oscuro o rojo y seco.

La ira es necesaria a veces para ejercer la autoridad. Sin embargo, la ira excesiva e inadecuada provoca estancamiento de Qi de Hígado o hígado-sangre, el levantamiento de Yang de Hígado o Fuego de Hígado (que puede causar Corazón-Fuego). Estos causarán síntomas en la cabeza y el cuello, como dolores de cabeza (el síntoma más común), tinnitus, mareos, manchas rojas en la parte frontal del cuello, la cara roja, lengua roja y un sabor amargo. La ira también puede afectar el estómago y el bazo, causando indigestión y otros problemas: este es el patrón de Hígado que invade el bazo o el estómago. Si la depresión se siente mejor después de hacer ejercicio, es una depresión de hígado.

Alegría
La Alegría ralentiza el Qi y afecta el corazón. En general, la alegría es beneficiosa. Estar en paz y lleno de felicidad calma y ralentiza el Qi. El placer y la emoción son otras formas de alegría. El placer es la alegría moderada, y permite que el Qi se asiente y se pose. La emoción dispersa el Qi o lo frena. ¿Qué perjudiciales son la sobreexcitación y un grado anormal de la estimulación mental, ambas formas de excesiva alegría. No es, sin embargo, una causa importante o común de la falta de armonía del corazón.

La preocupación y la melancolía
Pensiveness significa el exceso de pensamiento (pensamiento excesivo), el trabajo mental excesivo y estudiar. Esto es muy común en nuestra sociedad, tanto en los estudiantes universitarios y la gente en las profesiones intelectuales, y el problema se agrava si la gente come con rapidez en el trabajo o discutir el trabajo mientras comes.  Pensamientos Obsesivos llenos de preocupación, preocupación melancólica y mental también son un problema. Todas estas formas de melancolía y preocupación anudan  el Qi y afectan el bazo, generando acumulación de humedad. La preocupación también afecta al pulmón, dando lugar a la ansiedad, la disnea y la rigidez de los hombros y el cuello. La preocupación puede ser también una forma de miedo o ansiedad.

La Tristeza
La Tristeza disuelve el Qi y afecta a los pulmones, lo que lleva a la deficiencia de Qi de pulmón, y además afecta el corazón con el tiempo, con lo que acaba causando deficiencia de Qi de Corazón. Cuando los pulmones son inundados por la tristeza y el dolor, se debilitan, y esto conduce a cansancio, falta de aliento, la depresión o el llanto. En las mujeres, esta deficiencia de Qi de Pulmón puede conducir a la deficiencia de la sangre. La Tristeza prolongada también puede conducir al estancamiento de Qi que a su vez puede transformarse en Corazón-Fuego.
La Tristeza prolongada también puede conducir al estancamiento de Qi que a su vez puede transformarse en Corazón-Fuego.
http://barcelonalternativa.es/
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Anuncios