jueves, 13 de octubre de 2016

¿Cómo vas a despertar de un sueño si no sabes que estás dormido?



¿Cómo vas a despertar de un sueño
si no sabes que estás dormido?

En la Naturaleza nada ocurre por azar. Cada acontecimiento que vives no es debido a que tengas mala o buena suerte. Todo cuanto sucede en tu vida tiene un sentido, tiene un “para qué”.
Es momento de que te cuestiones, de que reflexiones, de prestar atención a tu entorno, de que observes que te dice tu cuerpo…
¿Para qué estás viviendo esta experiencia a la que llamas “dolor de estómago”, “artrosis de cadera” o “eczema”? ¿Para qué esta quemadura en la mano? ¿Para qué mantienes una relación dónde te sientes atado o un empleo en el que no te sientes reconocido? Repetimos historia tras historia y no nos preguntamos nada… ¡¡cuando nada es casualidad!!
Pues bien, vives una experiencia a la que llamas “dolor de estómago” cuando intentas digerir una situación inaceptable. Una “artrosis de cadera” cuando de manera reiterativa alguien se opone a lo que tú piensas o haces, o bien eres tú quién se opone en silencio a algo que te está sucediendo una y otra vez… y esto hace que te sientas poco valorado. Un “eczema” cuando te proteges de una situación en la que te sientes separado de algo (echas en falta disfrutar, realizar, tener…) o de alguien al que amas (ausencia de caricias, de afecto…).
Tu quemadura en la mano te indica que estás “quemado” por algo que te han dicho o hecho (en relación en este caso a lo que representa la mano, que puede ser padre o trabajo). Es la rabia (=que arde) dentro de ti hacia alguien.
Mantienes una relación donde te sientes atado para que te des cuenta que lo que deseas es volar y experimentar la libertad. Mantienes un empleo en el que no te sientes reconocido para que aprendas a darte a ti mismo el reconocimiento que mereces.
No somos nosotros los que decidimos,
las decisiones ya están elegidas
Cada uno de nosotros está en mayor o menor medida dirigido por una programación inconsciente que nos impulsa a tomar una serie de decisiones en base a dicha información. Podríamos compararlo con vivir en un estado hipnótico.
Si me preguntas ¿y dónde queda mi libre albedrío? Mi respuesta es que tu libre albedrío se reduce a un 3 – 5%. Es el inconsciente (¡¡del que no sabes nada!!) quién te gobierna. Tan solo haciendo conscientes tus programas inconscientes irá aumentando en consecuencia tu libre albedrío… y así poder elegir cada vez con una mayor conciencia.
Para que puedas darte cuenta de qué programas son los que actúan desde tu inconsciente has de “encontrarte” necesariamente con aquellas personas que te complementen (= te aporten la información que te haga hacerte consciente de la tuya propia), gracias a que se puedan dar las situaciones específicas que faciliten el que se expresen tus programas.
Por ejemplo, si una persona lleva un programa de desvalorización se encontrará con alguien que la desvalorice todavía más (su complementario lleva el mismo programa pero en la polaridad opuesta) para qué pueda aprender a valorarse y respetarse. Si aprende la lección, fin de la historia (cuando no hay víctima deja de ser necesario el victimario), pero, en caso contrario, se verá abocada a repetir el mismo conflicto con cada nueva relación hasta que de una vez por todas la lección quede aprendida. Esto es aprendizaje, crecimiento, evolución.
La energía no se gana ni se pierde, sólo se transforma
Nosotros somos energía, la información es energía:
Estamos constituidos por la información de nuestro transgeneracional: padres, abuelos, bisabuelos, tatarabuelos…
Llevamos impreso en nuestro ADN la información de cada momento que emocionó profundamente a nuestra madre mientras crecíamos en su útero (Proyecto Sentido)… así como la correspondiente a los instantes que emocionaron a nuestra abuela materna mientras mamá se gestaba en su vientre.
Somos parte de la información de todo aquello acaecido en nuestra sociedad y en nuestra cultura.
El Árbol Familiar
Toda la información de nuestros ancestros está viva en nosotros, en cada una de nuestras células, de tal manera que las experiencias que nuestros antepasados acallaron por temor, dolor, vergüenza y /o sufrimiento, todas aquellas historias que fueron vividas en profunda soledad por no sentirse comprendidos por sus seres más queridos, por las que sintieron culpa o frustración cuando se vieron incapaces de poder resolverlas o manejarlas de otra manera… nos son entregadas para que seamos nosotros los que llevemos la paz, el amor y la comprensión a sus corazones.
El Árbol Familiar tiene su propio Sentido Biológico: crecer en Consciencia, y para ello necesita auto sanarse de las toxicidades que puedan impedir este crecimiento.
Es muy importante que tengamos en cuenta estos dos aspectos:
Si nuestro Árbol Familiar nos elije a nosotros para que aportemos la solución a un conflicto es porque tiene plena confianza en que así lo haremos, y es que,además del problema, en el árbol también está la solución del mismo: de aquí la importancia de que empecemos a darnos cuenta de que todo cuanto nos ocurre está ahí para resolverlo, y no para lamentarnos. Nadie puede hacerlo por nosotros, pero nosotros sí podemos hacerlo, y con ello no sólo nos liberaremos a nosotros mismos, sino que esa liberación también será la de nuestros ancestros y por ende la de nuestros descendientes.
No sólo somos escogidos por nuestro árbol, sino que también somos nosotros quienes hemos elegido vivir esta experiencia de vida. Nacemos a este mundo con un propósito: evolucionar, y para ello sí o sí iremos encontrándonos con lo que algunos pueden considerar “obstáculos”, pero que no dejan de ser simplemente experiencias que nos impulsan a crecer y a darnos cuenta de que Somos un Ser que abarca mucho más allá de un cuerpo físico, al que estamos tan apegados, y de una mente que tanto nos condiciona.
¿Podemos darnos cuenta de la gran energía que se despliega en esta cesión de información… y del profundo amor, agradecimiento y perdón que siente nuestro árbol hacia nosotros, como el que sentimos nosotros hacia el árbol?
No puedo despertar de un programa…
¡¡si no sé que soy un programa!!
En tanto en cuanto no pongas en duda tus “verdades” (que en la mayoría de los casos no dejan de ser falsas creencias) seguirás dormido, sorprendiéndote de algo que se te vuelve a repetir por enésima vez.
Estarás todavía creyendo que lo que te sucede no tiene nada que ver contigo y, por lo tanto, no te preguntarás que mensaje tiene para ti.
Mientras lleves conectado el piloto automático no disfrutarás de lo que significa ser el conductor de tu propia vida. Es el momento de tomar cartas en al asunto, de asumir la responsabilidad para contigo mismo así como para con todas las personas involucradas (padres, hermanos, hijos, pareja, amigos…)..
Tu vida es un película dónde tú tienes el papel protagonista
El guion lo vas escribiendo tú: No puedes hacer de ello un borrador, siempre estás trabajando con el original
¡¡Apuéstalo todo para que sea la mejor obra de tu vida!!
http://factordiferencial.ning.com/profiles/blog/show?id=6561689%3ABlogPost%3A1381221&xgs=1&xg_source=msg_share_post
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Anuncios