lunes, 21 de noviembre de 2016

RECUPERAR LA ESPERANZA



Por suerte aquí te presentamos algunos consejos esenciales para recuperarla:

Repasa tus metas

Si has estado detrás de un objetivo y no has tenido señales de éxito, es posible que tu esperanza empiece a mermar. Revisa tus metas, ya que puede ser el momento preciso para darles giro y plantear unas metas que se adapten a tu realidad y capacidades. No renuncies a todo porque hayas fallado, más bien aprende de tus errores para no cometerlos de nuevo en el nuevo camino que te plantearás.

Cambia tu voz interior

Muchas veces ocurre que tenemos un obstáculo psicológico que no nos deja avanzar. Al contrario, en esos momentos de incertidumbre o dificultad, plantéate una autocharla positiva: “Quizás este no es el camino, lo intentaré de otra manera”. Incentívate a ti mismo a seguir adelante: “tengo la capacidad de lograrlo” o “en la vida nada es fácil, y estoy deseando ponerme manos a la obra para lograrlo”. Desecha pensamientos como “no puedo hacerlo, no soy capaz, no estoy a la altura, o no tengo los conocimientos”.

Convive con personas positivas y esperanzadoras

La negatividad y la desesperanza son como un virus, si te rodeas de personas que viven bajo una mentalidad pobre y conformista, te terminarás infectando con el mismo virus. Estas personas generalmente atacan – muchas veces sin darse cuenta – con comentarios pesimistas como: “no podrás hacerlo, es muy complicado”, “no vale la pena”, “ahora es muy mal momento”. Lo mejor es cambiar tu círculo y estar cerca de personas que en lugar de llenarte de dudas te impulsen a lograr y a ver tus virtudes de la mejor forma.
No te conviene ni la gente pesimista, ni la gente que se lo toma a la ligera y dice que tus planes son maravillosos incluso aunque les digas que pretendes ganar un millón de dólares en un mes.

No te encierres en el camino

Existen muchas maneras de lograr un mismo objetivo. Si ves que el procedimiento que estás siguiendo no está dando los frutos que esperabas no renuncies, más bien genera rutas alternativas. Es importante estar conscientes de que posiblemente no logres eso que tanto quieres a la primera, solo tienes que mantener tus esperanzas y perseverar.

Desarrolla emociones positivas

¿Qué pasa cuando se presenta un obstáculo en tu camino? ¿Cuándo tu camino se vuelve borroso y confuso? ¿Cuándo crees que ya no tienes posibilidades de lograr lo que te has planteado? ¿Incluso cuando crees que ya nada es posible? Muchas personas responden a este tipo de situaciones con estrés, ansiedad, culpa, frustración, desanimo, sensación de derrota. Pero ahora piensa cómo sería si produces emociones positivas ante situaciones adversas. Piensa que si estás pasando por una dificultad es porque primero debes aprender antes de continuar.
La idea no es engañarse y ponerse un velo sobre los ojos, sino más bien deconfiar en tu capacidad para solucionar problemas, en que se te ocurrirá algo y superarás el obstáculo. Solo así lograrás mantener viva tu esperanza.
Descripción del autor: Edith Gómez es editora en Gananci, apasionada del marketing digital, especializada en comunicación online. Se niega a irse a la cama cada noche sin haber aprendido algo nuevo. Le inquietan las ideas de negocio y, más aún, aportar una mirada creativa al pequeño mundo en el que vivimos.
Twitter: @edigomben
Por Edith Gómez
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Anuncios